miércoles, 3 de agosto de 2011


Reflejos


Hace unos días tuvimos la oportunidad de ver en la Plaza Mayor de la Villa una concentración de moteros pero no cualquier motero, eran  moteros de Harley, gente particular donde los haya, con sus chupas de cuero, sus singularidades y sus relucientes y flamantes Harley davidson, dicen los entendidos en estas lides, que tener una Harley no es tener una moto, que es tener una Harley, y  que a lomos de estas cabalgaduras es donde realmente uno se siente en libertad. Los que tuvimos la oportunidad de verlas en la plaza disfrutamos contemplando  estas magnificas maquinas, y también se disfrutó viendo la plaza reflejada en sus pulcros cromados.

Espero que os gusten estas fotos de la plaza reflejadas en los cromados de las motos, perdón de las Harley davidson, no es más, que otra forma de mirar.